Origen

La raza JERSEY es originaria de la pequeña isla de Jersey, la cual se localiza en el Canal de la Mancha; se fue desarrollando a partir del año 1700 adaptándola a las necesidades de los habitantes de la isla y las posibilidades forrajeras de un medio , fueron los isleños quienes motivados por el interés que despertaban estas pequeñas vacas, decidieron preservar las características de la raza y prohibieron la introducción a la isla de bovinos que no fueran destinados a faena, de esta forma y a partir de esta fecha se asegura la pureza genética de la Jersey.

Wickenden, Robert J.; Isle of Jersey; Royal Jersey Agricultural and Horticultural Society

 

“La Jersey es la raza lechera inglesa más difundida a nivel mundial”.

 

 

En cuanto a las razas de las cuales se conformaría no existe seguridad, sin embargo se aceptan como las más probables el ganado negro pequeño de Bretaña y el colorado grande de Normandía. Esta teoría coincide también en sentido geográfico con el hecho de que las islas del Canal de Jersey, Guersney y Aldderney, integraban el Ducado de Normandia (Francia) pasando luego al dominio de Gran Bretaña.

 

 

En 1784, se comenzó a exportar ejemplares a Inglaterra y las pruebas realizadas allí confirmaron su superioridad en el rendimiento de grasa.  Seguido a ello, la demanda de la vaca Jersey fue en aumento y durante el siglo XVIII muchos ejemplares llegaron a Sudáfrica, Austria, Tasmania y especialmente a Nueva Zelanda, en donde la rápida dispersión la hizo constituir el 80% del rodeo lechero de ese país; posteriormente su ingreso a América, con una creciente difusión y utilización en cada uno de los hatos ganaderos, creando así bases importantes desde Canadá hasta Argentina.